NTP 500 – Norma de prevención de riesgo en laboratorios

NTP 500 – Elementos de actuación y protección en casos de emergencia en laboratorios.

La actividad laboral en un laboratorio implica el uso de gran variedad de productos químicos con grados de toxicidad y peligro elevados, y su manipulación para diversas operaciones. En este entorno se pueden llegar a producir accidentes de distinta índole, pero se pueden minimizar las consecuencias si se dispone de los elementos de actuación adecuados en el momento oportuno. Su eficacia depende en gran medida del correcto estado y mantenimiento de estos elementos, y de la formación del personal de laboratorio en su uso.

Los elementos de actuación se dividen en cinco: fuentes lavaojos, duchas de seguridad, mantas ignífugas, extintores, neutralizadores y equipos para ventilación de emergencia.

Actualmente no hay un reglamento que obligue a la instalación de estos elementos en laboratorios, salvo la relativa a la protección contra incendios. A pesar de ello, su instalación y buen mantenimiento debe exigirse para establecer una buena planificación de prevención de riesgos en estos recintos.

Elementos de actuación y protección: 

Duchas de seguridad
Es el sistema de emergencia más habitual para casos de proyecciones con riesgo de quemaduras químicas o incluso si se prende fuego en la ropa.

Fuentes lavaojos
Permiten la des-contaminación rápida y eficaz de los ojos a través de un chorro de agua potable dirigido.

Mantas ignífugas
Las mantas permiten una acción eficaz en el caso de fuegos pequeños y sobre todo cuando se prende fuego en la ropa, como alternativa a las duchas de seguridad. La utilización de la manta puede en ciertos casos evitar el desplazamiento del sujeto en llamas, lo que ayuda a limitar las consecuencias de éstas.

Extintores
Si no es posible controlar los pequeños incendios que se producen en el laboratorio, hay que recurrir a los extintores. Éstos contienen un agente o substancia extintora que puede ser proyectada y dirigida sobre el fuego por acción de una presión interna.

Neutralizadores
Otros elementos de actuación y protección para actuaciones de emergencia en caso de derrames o vertidos accidentales.

Equipos para ventilación de emergencia
La ventilación de emergencia consiste es una instalación que genera un elevado caudal de aire de extracción para renovarlo y evitar posibles afecciones respiratorias.

Los elementos de protección tienen que estar ubicados en espacios fácilmente accesibles desde cualquier lugar del laboratorio, y lo más cerca posible de las zonas de mayor riesgo, intentando no generar nuevos riesgos al hacerlo.

Disponer de los elementos en si no implican que deban obviarse las demás medidas básicas de seguridad. No obstante, tienen que estar en perfecto estado y el personal de laboratorio debe estar familiarizado con su uso en caso de emergencia. Para ello es necesario que todos los elementos de actuación estén correctamente señalizados.

En conjunto, la norma NTP 500 es una guía útil para conocer todos los elementos de seguridad necesarios en un laboratorio y prevenir con ello accidentes que puedan llegar a suponer daños menores  o incluso un accidente grave en este espacio de trabajo. Su correcto cumplimiento asegura un entorno laboral si bien no exento de riesgos,más preparado para éstos, teniendo en cuenta la variedad de ensayos que se llevan a cabo en un laboratorio.

 

texfire_lab